LAS CLAVES DE LA MOTIVACION PERSONAL

automotivacion voluntad

En algunos momentos nos encontramos con mucha energía para realizar nuestras actividades diarias y en otros nos sentimos sin el entusiasmo necesario para empezar y/o continuar con las mismas. ¿Qué sucede con nosotros? ¿Por qué se da esto? ¿Será posible revertir esta situación pese a que sentimos que ya nada nos movería como en otro tiempo?

Seguramente tú también te has planteado estas preguntas o similares en más de una ocasión. Si quieres saber a qué se debe esto, reserva algunos minutos de cada día para tratar de encontrar algunas posibles razones de tu poco o nulo interés por lo que haces o vives. Para facilitarte en esta meta, de mucha importancia en tu desarrollo personal, quiero brindarte algunas claves para tener mayor motivación.

Trata de identificar tu pasión: Siempre hay algo que disfrutamos hacerlo de manera natural, sin sentirnos obligados a realizarlo. Esto nos hace sentirnos especiales y vivir el momento con mucha intensidad.

No te traces metas demasiado altas: Empieza por metas pequeñas que puedas cumplir, en lugar de otras que las abandones por ser un poco más complicadas o que no son las adecuadas para un momento específico. Esto puede generarte frustración o miedo a intentarlo de nuevo.

Vive el presente: Haz que cada momento que compartas con las personas que quieres o la actividad que realices la disfrutes al máximo. Esto no significa que te olvides de pensar en tu futuro sino que tú tienes el control del momento actual, y  a partir de ahí construyas tu futuro deseado.


Dedícale unos minutos al día: Escucha audios de motivación, pensamientos positivos, lee libros o artículos que te ayuden a pensar de esta manera, conviértelo en parte de tu vida y no en algo momentáneo. Así tu forma de pensar empezará a ser más optimista, reflejándose luego en tu comportamiento.

Practica una actividad: Una buena alternativa es dedicarle algunos minutos al día o a la semana, de acuerdo a tu disposición del tiempo, a la práctica de algun deporte, actividades de meditación o relajación como el Yoga.

Prémiate por los logros alcanzados: Es una buena forma de reconocerte que haz conseguido algo importante. Existen muchas formas en que lo puedes  hacer y nadie mejor que tú para identificarlos mejor.

Proyéctate en el tiempo: Imagínate como te verías si cumplieras con lo que te has propuesto. Te ayuda a inspirarte para mantenerte firme en tus sueños y te impulse a seguir avanzando.

Actitud positiva: Ten en cuenta que cometerás muchos errores en el camino o no obtendrás los resultados esperados. Esto no debe ser motivo de preocupación sino de aprender lo que no debes hacer. Encuentra un lado positivo en todo lo que hagas.

Ten presente tus logros alcanzados: Recuérdate tus metas cumplidas. Todos hemos conseguido algo que nos propusimos. No seas tan exigente contigo mismo y consideres que no hay nada bueno en ti.

Hay muchas razones para perder ese interés por vivir, estudiar, trabajar, enamorarse, seguir avanzando en nuestros proyectos o cualquier otro. Es normal sentirnos con más o menos entusiasmo a lo largo del día o las semanas, pero cuando esto ya se prolonga por mucho tiempo, sin explicarnos el porqué, quizás ha llegado el momento de buscar ayuda especializada que nos permita recuperar o aumentar esa vitalidad tan necesaria para estar más satisfechos con lo que vivimos. 



No hay comentarios.:

Publicar un comentario